LITERATURA PROSISTA - LA LITERATURA EN EL SIGLO XVI: La novela - 10ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 16 usuarios conectados    

 

/cultureduca/litepros_literatura-en-el-siglo-xvi-la-novela-10





Literatura prosista

LA LITERATURA EN EL SIGLO XVI

La novela - 10ª parte


1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14



El cuento y la narración breve

n el siglo XVI tuvieron continuación los cuentos, que fueran de gran tradición medieval. Éstos eras generalmente de carácter moral, pero tuvieron que competir seriamente con el nuevo gusto de los lectores por las obras de ficción y las nuevas formas novelescas. No obstante, se siguieron publicando cuentos en colecciones independientes, o mediante inclusión de los autores en sus obras más extensas.

Juan de Timoneda fue un editor valenciano que incluyó los cuentos más conocidos en tres colecciones: Sobremesa y alivio de caminantes (1563), El buen aviso y portacuentos (1564) y, muy especialmente, El patrañuelo (1567). Timoneda narra generalmente los cuentos como si fueran anécdotas breves; la mayoría de ellos procedían de la tradición o incluso de otros autores.

Melchor de Santa Cruz también obtuvo cierto éxito con otra colección: la Floresta española (1574).

La novela picaresca

Una de las obras más importantes de la literatura castellana y de la historia de la novela europea fue el Lazarillo de Tormes. Esta obra, anónima, inauguró un subgénero novelesco que tendría un notable éxito, no sólo en España, sino también fuera de ella: era la "novela picaresca".

El Lazarillo, junto con el Quijote y La Celestina, constituyen la más importante aportación de la prosa castellana a la historia de la literatura universal. Un gran número de obras les seguirían hasta mediados del siglo XVII, aunque ya de calidad literaria muy desigual, pero que fueron en general del aprecio y disfrute de los lectores del Siglo de Oro.

La novela picaresca consiste en una narración autobiográfica, pero habitualmente ficticia. Está contada en primera persona. El protagonista-narrador es un personaje que vive en la marginalidad, próximo o introducido en la delincuencia, según los casos, pero la mayoría de las veces totalmente inmerso en ella.

La novela picaresca se desarrolla en episodios, en las cuales la vida del pícaro presenta distintas situaciones o etapas. A través de ellas se va descubriendo su realidad social, pero de forma cómica e incluso satírica a veces. Estas situaciones suelen estar conducidas por la miseria y el hambre, algo que resultaba real, tangible y extendido en la época, no sólo por toda la península Ibérica, sino también por el resto de Europa. Los lectores no se sentían ajenos a esas situaciones, pues las conocían e identificaban con el vivir de sus contemporáneos, de ahí que las narraciones, aunque ficticias, tuvieran un fuerte componente de credibilidad.

Originalmente la novela picaresca constituyó también una forma de protesta contra aquella sociedad española, cuyas máximas virtudes descansaban en el honor y la limpieza de sangre.

Escena picaresca de autor anónimo andaluz
Escena picaresca de autor anónimo andaluz

Aparte de los señalados, las novelas picarescas tuvieron sin embargo pocos rasgos más en común. Así, la condición social de cada autor y las personalidades eran muy diferentes, e igualmente lo eran las intenciones de sus obras. Tales intenciones apenas coinciden en algo, por ejemplo, entre las del autor anónimo del Lazarillo --posiblemente un judío converso--, y las de Quevedo (Historia de la vida del Buscón llamado Don Pablos), o Mateo Alemán (El Guzmán de Alfarache).

En unos casos se utilizaba al pícaro para satirizar, burlar y criticar la sociedad en la que se desenvolvía; en otros constituía un medio moralizador y forma de expresar la moraleja, tras el escarmiento del pícaro por sus malas andanzas.

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios