GRANDES DISEÑADORES DE SELLOS: KAREL SVOLINSKY

Posiblemente pocos lo recuerden aunque, seguramente, será familiar para los oyentes de Radio Praga y su fabuloso “Novedades Filatélicas” que los domingos del último cuarto de siglo XX era cita habitual para los filatelistas de medio mundo y, además, tenías recompensa: la emisora te enviaba los preciosos sobres de primer día con una puntualidad alemana, siempre por correo certificado [recuerden era época de miserias, pero los dineros públicos se gestionaban con honradez, no como ahora que desde que la UE puso las reglas, el choriceo se ha embrutecido, se ha expandido y está al punto de, una vez más, dar al traste con la aventura de un continente unido, con cada una de sus peculiares particularidades] y uno veía cómo aumentaba conocimientos sobre este histórico país centroeuropeo que entonces se conocía como República Checoslovaca. Caído el telón de acero, Occidente alentó las independencias y de nuevo aparecieron los fantasmas en tierras donde parecía que, finalmente, se habían esfumado. Ahora el paro y la miseria recorren el continente y las emisoras [también Radio Praga] ya no son audibles en la Onda Corta: los prebostes de Bruselas se dieron prisa en eliminar un modelo de medios que daban cultura y formaban al ciudadano. Un tiempo donde lo que decía una emisora pública ya no se cuestionaba. Pero claro, ahora es mucho mejor montar “nuestros medios afines” y de esta manera no habrá voces disonantes. EUROPA: ¡Quién te ha visto y quién te ve!

Blog Cultureduca educativa karel01 GRANDES DISEÑADORES DE SELLOS: KAREL SVOLINSKY  Volvamos a los sellos, en este caso a la tradición checa en el diseño de los sellos de correos, goza de un gran predicamento entre los coleccionistas de todo el mundo aunque, curiosamente, con la caída del comunismo y la entrada en la UE parece que esa gran categoría va cayendo a una velocidad de vértigo [una pena comprobar que la célebre Plaza de San Venceslao es hoy en día la zona de vicio y podredumbre de una de las ciudades más bellas del continente]. Vaya, que la tan cacareada liberalización de los servicios postales está creando un enorme problema a nivel planetario aunque pocos quieran reconocerlo [por ejemplo nuestro flamante correo español cada vez presta el servicio en peores condiciones y más caro que el mejor jabugo, menos mal que la UE nos animaba a la competencia para mejorar las prestaciones; hemos competido tan rápido que ya somos de los servicios más caros del continente si comparamos nuestro poder adquisitivo y la subida de casi el 30% en la básica europea para el 2016; ello, evidentemente, nos hace subir puestos en la particular y peculiar carrera por alejar a más gente del uso del correo físico tradicional] así que las técnicas de impresión, las tintas efímeras, las impresiones térmicas e infinidad de otras modas descubiertas por ejecutivos de gomina populista están acabando con la filatelia.

Blog Cultureduca educativa karel02 GRANDES DISEÑADORES DE SELLOS: KAREL SVOLINSKY

Volvemos a las tierras checas que una vez más honran a uno de sus afamados diseñadores, el prestigioso Karel Svolinsky (1896-1986) que en el sello aparece según una fotografía realizada por Tomás Vosolsobe en 1977 y facilitada por el Museo Postal de Praga para la presente emisión, en el lado izquierdo de la estampilla aparece un collage en base a fragmentos extraídos de un libro de ilustraciones [Año Checo, Plantas, 1948] y de un sello aparecido en 1947 sobre la Región de Tesinsko (Moravia). Para la ilustración del sobre se eligió un facial de 30 haleru que se emitió en 1956 dedicado a la Región de Slovacko al que se le han sumado un par de aves –pavos reales- extraídas del libro de ilustraciones de otra de sus publicaciones aparecidas en 1966. El diseño fue obra de Zedenek Netopil, impresión en offset, hojas de 50 ejemplares, facial de 13 coronas, comenzó a circular el 20 de enero de 2016.

Karel Svolinsky nació en Svaty Kopecek u Olomouc el 14 de enero de 1896 y falleció en Praga el 16 de septiembre de 1986. Fue un gran maestro de las bellas artes en el siglo XX, artista gráfico, ilustrador, tipógrafo, diseñador de sellos y profesor universitario. Su carrera la inició en Praga donde comenzó como aprendiz entre 1910-1916. En 1919 siguió estudios en la Academia de Bellas Artes, Arquitectura y Diseño de la capital checa bajo tutela de Stepan Zalesak (1919-1921 especialidad de pintura, diseño y escultura). Con Bohumil Kafka (1921), tras un pequeño accidente, decide concentrar su producción en las artes gráficas y los murales, también estudiará con Frantisek Kysela (1922-1927).

Será en 1945, tras la II Guerra Mundial, cuando focaliza su producción en los dibujos y tradiciones folklóricas, trabajará como Jefe de Departamento de Artes Gráficas Aplicadas de la academia checoslovaca del momento. Entonces, su trabajo se reflejará en ilustraciones para libros, afiches, billetes y sellos de correo, experimentará con las técnicas de impresión que fueron cambiando la perspectiva y la calidad de los materiales, sobre todo tras la superación de las penurias de la debacle producida por los conflictos bélicos.

Su legado también se vio reflejado en numerosos monumentos, sobresalen en este terreno las famosas vidrieras de la Capilla de Schwarzenberg [Junto a la Catedral de San Vito] sin duda el palacio renacentista más imponente de la ciudad, junto al Castillo de Praga y que alberga el Museo Nacional de Arte Barroco y Manierista; el nuevo diseño que se realizó para el no menos famoso Reloj Astronómico de Olomouc al que se incorporó lo que se denominó nuevo diseño del realismo socialista (1949-1954, lo realizó el escultor Olbram Zoubeck y en cuyas figuras colaboró María, esposa de Svolinsky). Finalmente, lo encontramos en el mundo del espectáculo, concretamente produciendo materiales a petición del director Václav Jalich para su obra en el Teatro Nacional de Praga, la pieza “El Jacobino” de Dvorak en 1940, su trabajo mereció posteriores encargos para escenarios de los teatros de Brno, Olomouc, Pilzen, etc. En 1958 la Ópera Estatal de Viena le encargaría el escenario dedicado a “Jenufa” del inolvidable Leos Janacek.

En el mundo editorial su trabajo podría catalogarse de inabarcable, infinidad de libros han incluido algunos de sus diseños, entre ellos destacan los cuatro volúmenes que ilustró (1944-1960) para Karel Plicka y Frantisek Volf o la carátula para las grabaciones de Bedrich Smetana, Leos Janacek o Zdenek Fibich. A nivel internacional, su trabajo más conocido podría ser el que realizó para la Exposición Internacional de las Artes Decorativas de París en 1925 cuando se lanzó una edición conmemorativa del inolvidable, y no fácil de localizar, Mácha; ilustraban el famoso poema romántico MÁJ. Desde 1935 fue miembro de la asociación de artistas Mánes y miembro de honor de la asociación Hollar.

La emisión se complementó con una hojita bloque de 8+4 viñetas sin valor postal en donde se incluyó otro collage de fragmentos de las ilustraciones que realizara para algunos de los libros [Plantas del Año Checo de 1948 y el sello de la Región de Tesinsko-Moravia, 1947]. El matasellos utilizado en Praga, al margen del pavo real, lleva las iniciales KS que se utilizaron en la página de un libro de Vladimir Thiele en 1968.

www.madeinczechoslovakia.org
www.tz.gstatic.com/images

JUAN FRANCO CRESPO
lacandon999@yahoo.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *