Hombres de radio: Nicolò Carosio (1907-1984) (I)

     Nació en Palermo (Sicília) el 15 de marzo de 1907 y murió el 27 de septiembre de 1984 en Milán. Fue uno de los protagonistas de la historia de la radio italiana en donde ingresó como comentarista deportivo en 1932 (entonces la actual RAI, creada en 1944, se denominaba EIAR). Inventor del concepto "crónica deportiva", acabó siendo el "maestro" no sólo para los italianos sino para muchos otros que siguieron su camino escuchando la RAI en toda la cuenca mediterránea o a nivel mundial por medio de la onda corta. Aunque, en honor a la verdad, tampoco fue el "padre" de la idea que le llegó en 1931 cuando estaba visitando a unos familiares de su madre en Londres, entonces  escuchó en directo las elucubraciones de Chapman sobre la alineación del Arsenal que  le sirvieron para montar su proyecto.De regreso a Italia presentó su idea a Emilio De Martino, el "príncipe" de la prensa deportiva de su tiempo; De Martino lleva la idea hasta la EIAR que le convocará a Turín para realizar las pruebas de locución y viabilidad el 27 de abril de 1932. Ante la mesa del tribunal examinador Carosio la expone e inicia un imaginario encuentro entre el Turín y la Juventus: fue un cuarto de hora apasionante que dejó boquiabiertos a los responsables de la selección: el tribunal le interrumpió, aunque no le dice nada sobre la propuesta en ese momento. Posteriormente se sabría que quedaron fascinados con el verbo fácil y apasionado del maestro que se convertirá en la voz indiscutible del "calcio" italiano durante cuarenta años. Su voz apasionada, su ritmo y, sobre todo, el desenfadado y emotivo desarrollo del juego, caló en todos los aficionados que conectaban con su espacio de manera fiel desde los más recónditos territorios italianos, incluso se recuerda con nostalgia su presencia en las transmisiones de los Juegos Olímpicos. En los archivos sonoros de la RAI existen infinidad de horas del gran cronista radial, basta teclear su nombre y apellido para ver numerosas entradas o ir directamente a la página institucional de la RAI.

      La EIAR inauguró las transmisiones deportivas con el mundial de 1934 con este celebradísimo hombre del micrófono, después radió los Juegos Olímpicos de Berlín (1936) y celebró la victoria "azurra" del mundial de 1938 en Francia. En 1954 se pasó a la televisión que iniciaba su andadura en el territorio italiano. En 1970 vuelve a los micrófonos para narrar las peripecias de la escuadra italiana en el Mundial de México.

 

      Una de sus ocurrentes exclamaciones significó la protesta diplomática de la embajada etíope en Roma y se le sustituyó al frente de los micrófonos entre la delegación desplazada al país azteca: ¿Qué es lo que quiere ese negro?, en el encuentro robado de Italia-Israel que finalizó sin goles gracias a que los marcados por la escuadra italiana fueron anulados por el linier de Etiopía que reconoció, con posterioridad, que lo había hecho con toda intencionalidad [ese país africano antaño fue colonia italiana]. Una vez más, la historia, era manipulada por una expresión de signo "racista" pero el verdadero causante del "entuerto" salía victorioso del suceso, aunque su vida deportiva posterior no fuera tampoco gloriosa. Un gran profesional de la palabra caía, aplastado, por la sinrazón que vive la sociedad occidental y que nos lleva directos hasta la mayor estulticia de nuestra historia como civilización en este siglo XXI. La comunidad afroamericana quiere ahora eliminar el término "niger" en los Estados Unidos, porque, dicen, es un adjetivo que denigra a la persona. ¿También le cambiarán el nombre a Niger o a Nigeria? O los que desde el Congo quieren prohibir uno de los primeros álbums del célebre y celebrado Tintín dedicado a aquel país africano en tiempos de la colonia belga. ¿Hasta dónde llegaremos con el "manoseo" de la lengua por parte de los políticos y oportunistas trileros de nuestro tiempo? ¿Cuándo se acabará la constante intromisión de los políticos en la manipulación del lenguaje, con fines que, vista la historia, al final son totalmente contrarios a lo propuesto? ¡Y los caraduras se quejan del aparato propagandístico montado por el gobierno hitleriano!

     Como resultado de aquella célebre frase, Carosio cedía los bártulos del deporte en el mundo radio-televisivo italiano a otro monstruo del micrófono: Nando Martellini. En 1971 se jubiló este locutor centenario que hoy filateliza el correo italiano, aún le quedaron fuerzas y ganas de radiar algunos eventos futbolísticos para la naciente industria televisiva y radial privada en su país; también mantuvo su rúbrica semanal en Topolino (Vi parla Nicolò Carosio) que le granjeó una gran popularidad entre los jóvenes italianos.

     El correo italiano le ha dedicado un sello de 0,65€ (Tarifa básica europea), en su popular serie "El deporte italiano" en la que el fútbol tiene una imprescindible cita ya que es el medio que más veces ha aparecido en los sellos de este país con temas deportivos. En el sello vemos a Carosio en su perfil izquierdo, el micrófono con el que tantas horas deleitó a los seguidores del "calcio" y el campo de fútbol sobre el fondo verde del que parten las ondas hertzianas. El diseñador fue Gaetano Ieluzzo que jugó con los colores -al margen del blanco del propio papel-: el marrón en diferentes gradaciones para su perfil y el micrófono, el verde como fondo y después se sobreimpresionó en oro el terreno del campo de juego. De acuerdo con el proceso de impresión de este facial ha dado lugar a unas estampillas defectuosas, aunque por ahora ignoremos a cuántos sellos afectó el defecto de impresión que hemos descubierto en la hoja que nos suministró el servicio filatélico italiano, algo que trataremos de documentar consultando con algunos colegas para tratar de llegar a una conclusión más o menos acertada del error de la Fábrica de Moneda y Timbre del Istituto Poligráfico dello Stato en Roma (IPZS), se realizó en calcografía, papel fluorescente -para permitir el tratamiento postal automatizado, que no economizado, puesto que cada día el correo es más caro y llega más tarde; por lo tanto el "parné" se cuela por algún pozo negro por mucho que los prebostes postales quieran ignorar el caos que afecta ya a todos los españoles- sin filigrana, formato horizontal, 40×30 mm, dentado 13 y 13 ¼, hojas de 50 ejemplares y una tirada de 3.500.000 efectos.

     Carosio fue recordado en el centenario de su nacimiento no sólo con el sello cuya ceremonia de primer día tuvo lugar en su Palermo natal. La RAI UNO radió el espacio "Con parole mie" en el que se emitieron fragmentos de algunas de sus más recordadas intervenciones al frente de los micrófonos de la emisora pública italiana durante casi 40 años. Recordemos que la radio había iniciado su andadura en los años veinte, aunque Marconi ya logró demostrar su viabilidad a finales del XIX [ya editamos CENTENARIO MARCONIANO donde nos hacíamos eco a finales del XX de aquella efemérides y recogíamos los diferentes sellos que se emitieron entonces para honrar al "mago de las ondas"] cuando enlazaba las islas británicas y las tierras canadienses de Terranova [entonces tenía sellos propios y aquella "montaña" se filatelizó]. Hubo una serie de materiales postales-filatélicos conexos: -Sobre de primer día cancelado en su ciudad natal. -Tarjeta postal [daría lugar a la denominada máxima oficial]. -Boletín ilustrado. -"Tessera" filatélica [similar a una tarjeta de crédito en donde va el sello en su filo-estuche y después es plastificada para su conservación].

Continúa en la parte II

Un comentario:

  1. tano frentano

    VI RINGRAZIO “DI TUTTO CUORE” PER AVERMI FATTO CONOSCERE UN
    PO DI PIU IL GRANDE NICOLO CAROSIO CHE ASCOLTAVO CON GRANDE
    PASSIONE,QUANDO ERO BAMBINO E VIVEVO IN ITALIA (LANCIANO)
    POI CI FURONO:FIORAVANTI,JOSE M. MUÑOZ ED INFINE “TATATA”MO-
    RALES…(TUTTI A BUENOS AIRES) BRAVISSIMI ANCHE LORO

    GRAZIE.
    T. F.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


  • CONSULTA TAMBIÉN LOS SIGUIENTES ARTÍCULOS RELACIONADOS: