LITERATURA PROSISTA - LA LITERATURA EN EL SIGLO XVIII: La prosa - 3ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 29 usuarios conectados    

 

/cultureduca/litepros_literatura-en-el-siglo-xviii-la-prosa-03





Literatura prosista

LA LITERATURA EN EL SIGLO XVIII

La prosa - 3ª parte


1 2 3 4



Principales prosistas (continuación)

Gaspar Melchor de Jovellanos

Introducción biográfica

ació en Gijón (1744-1811) y estudió en Oviedo, Ávila y Alcalá de Henares, donde cursó Derecho. Ocupó varios puestos jurídicos en Sevilla, Madrid y otras ciudades, así como cargos de responsabilidad en el gobierno de la corte. Tuvo contactos importantes con los círculos ilustrados y literarios de Sevilla y Salamanca. Perteneció a las Academias de Bellas Artes (1780), Española de la Lengua (1783) e Historia (1787).

Gaspar Melchor de Jovellanos

A partir de 1790, su actividad pública sufre grandes contratiempos: en este año es desterrado a Gijón. En Asturias desplegó una gran actividad de reforma (funda el Instituto Asturiano en 1793) y viaja por el norte de España (viajes que reflejaría en sus Diarios). En 1797 es nombrado embajador en Rusia, puesto que no ocupó porque poco después fue designado ministro de Gracia y Justicia. Desde este cargo intentó reformas en la justicia y tomó parte en las intrigas palaciegas contra Godoy. Ello le acarreó la detención y un nuevo destierro (a Mallorca en 1801). En 1808 es liberado y nombrado delegado por Asturias de la Junta Central de Defensa. Murió en Navia (Asturias) en 1811.

Obra

Jovellanos expresó sus ideas ilustradas y reformistas en distintos géneros literarios, desde el teatro hasta los informes y memorias sobre diferentes aspectos de la cultura y la política del siglo XVIII.

Su obra teatral se reduce a El delincuente honrado, publicada en 1787, pero compuesta en 1773 y no representada.

En poesía escribió varias epístolas (Jovino a sus amigos de Salamanca, A sus amigos de Sevilla, Fabio a Anfriso, A Batilo), en algunas de las cuales se observa ya la aparición de un cierto sentimiento que permite encuadrarlas en la línea prerromántica. A Arnesto es una sátira.

Mayor importancia en cuanto a las ideas de Jovellanos tienen sus informes y memorias. En ellos trató de exponer las reformas necesarias de la vida española en distintos campos, que están claramente indicados en sus títulos: Informe sobre el libre ejercicio de las artes (1785), Memoria sobre el arreglo de la policía de espectáculos y diversiones públicas (de 1790 y publicado en 1812), Informe sobre la necesidad de unir el estudio de la literatura al de las ciencias (publicado en 1818), Informe sobre el expediente de la ley agraria (1795), etc. La enseñanza fue uno de los asuntos que más le interesaron: además de la fundación del Instituto Asturiano en Gijón, y de las obras citadas, escribió Sobre la necesidad de cultivar en el Principado el estudio de las ciencias (1782) y un Tratado teórico práctico de enseñanza.

Después de su muerte, se publicaron las Memorias del castillo de Bellver (1813), que constituyen un excelente medio de conocimiento de su vida e ideas, al que hay que añadir sus Diarios, 1790-1801, no publicados hasta comienzos del siglo XX (1915).

1 2 3 4

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios