GEOGRAFÍA - PAÍSES: Georgia
Natureduca: Naturaleza educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 87 usuarios conectados

 

/natureduca/geografia-paises-georgia







Geografía

PAÍSES

Georgia


Geografía física   Geografía humana   Geografía económica   Historia



Geografía física

letra capitular Eeorgia es un Estado del SE de Europa. Limita con Rusia al NE, el mar Negro al O, Azerbaiján al SE, Armenia y Turquía al S. La capital es Tbilisi.

Georgia tiene más de la mitad de su superficie por encima de los 1 000 metros de altitud, lo que la convierte en el país más montañoso de la Transcaucausia.

La cordillera de Suram, que va de N a S, divide el territorio entre la vertiente meridional del Gran Cáucaso y el sector noroccidental del Pequeño Cáucaso; a ella pertenecen los picos más altos del país, que superan los 4 000 m de altitud. Tres grandes regiones naturales otorgan a este estado una gran diversidad de paisajes y climas.

En el N se encuentra la ladera SO del Gran Cáucaso, formada por una cadena principal de 1 500 km y una serie de cadenas transversales que crean un relieve de valles estrechos y profundos. En el S se extiende una altiplanicie que sirve de frontera con Armenia y Turquía. Al O, una amplia pradera aluvial costera al mar Negro, la llanura de la Cólquida, se presenta como la zona más fértil y poblada del país. Los georgianos del N gozan de un clima subalpino, o alpino según la altitud; los del S, de un clima continental, más bien seco, con inviernos fríos y lluvias escasas (600 mm anuales); y los de las planicies occidentales se benefician de un clima subtropical húmedo, casi mediterráneo, con unos 2 000 mm de lluvias cada año. La región meridional del Cáucaso es una importante zona forestal en la que destacan los exuberantes bosques de coníferas, todavía poco explotados. Los principales ríos son el Rioni, que riega la llanura de la Cólquida y vierte sus aguas a través de un delta en el mar Negro, y el Kura, cuya desembocadura se abre en el mar Caspio.

Geografía humana

Los georgianos, que representan el 70 % de la población y que conservan una cultura y una lengua propias, se dividen en cuatro grupos principales: los mingrelianos al O, los lazes al SO (si bien en la actualidad la mayoría están asentados en Turquía), los svanes al N y los georgianos propiamente dichos al E. El segundo grupo étnico lo constituyen los armenios, el tercero los rusos y el cuarto los azeríes; también hay ucranianos, kurdos, judíos georgianos y judíos europeos. A partir de 1989, muchos pobladores no georgianos debieron abandonar el territorio de la república debido a los violentos conflictos interétnicos desatados por disidencias nacionalistas. La creencia religiosa mayoritaria es el cristianismo y la institución principal es la Iglesia Ortodoxa Georgiana; el islamismo es profesado por azeríes y kurdos. Las regiones más pobladas de este nuevo estado son las de la llanura occidental de la Cólquida y las zonas de mediana altitud de la vertiente meridional del Gran Cáucaso. Si bien Georgia es un país fundamentalmente agrícola, el 52 % de su población vive en ciudades. Además de la capital, Tbilisi, situada al SE del país a orillas del río Kura, existen otros centros urbanos de mediana extensión e importancia como Kutaisi, Rustai y Batumi. Tbilisi, donde está asentada más de la quinta parte de la población, se ha convertido gracias a su estratégica ubicación en un destacado centro administrativo y una reconocida ciudad industrial.

Geografía económica

A pesar del carácter montañoso del relieve, Georgia ha logrado obtener algunos éxitos en el desarrollo de la agricultura, la industria y el comercio. Después de un crecimiento importante entre 1971 y 1985, superior a la media soviética, la economía se sumergió en una fase de deterioro. Sin embargo, el sector agrícola está muy especializado y tecnificado y el nivel de su producción alcanza uno de los valores más altos de la Caucasia Meridional.

La variedad de regiones permite obtener diversidad de cultivos como cereales, té, algodón, tabaco, vid, frutas y hortalizas, ubicados estos dos últimos en la llanura baja del río Rioni. Todos estos productos agrícolas han sido exportados tradicionalmente al resto de los países que integraron la antigua U.R.S.S. La ganadería transhumante de ovinos, practicada en las mesetas próximas a Armenia, la avicultura y la apicultura son también sectores productivos que influyen en la economía georgiana.

De entre los recursos del subsuelo, variados aunque no muy abundantes, destacan el carbón --en las vertientes occidentales del Gran Caúcaso--, el lignito --en las del Pequeño Cáucaso-- y considerables depósitos de manganeso en Chiatura. La principal fuente de energía es la hidroeléctrica, obtenida a través de varias centrales que fueron construidas en los años 60 sobre los ríos Rioni, Inguri y Kura. También el petróleo tiene importancia; la ciudad de Batumi es un tradicional centro de refino y exportación del petróleo azerbaijano que procede de Bakú, a través de un oleoducto. Sin embargo, debido a la inestabilidad política y social que sufre la región, el suministro del líquido negro se ve frecuentemente interrumpido.

La producción industrial representa el 40 % de la del estado y muestra una notoria dependencia de materias primas y productos semiacabados. Los sectores principales, que tienen como base a los yacimientos locales, son el minero, el metalúrgico, el mecánico, el químico y el petrolero. La industria ocupa al 40 % de la población activa, mientras que la agricultura sólo da trabajo al 11 %. En agosto de 1991 Georgia inició un proceso de privatización de las empresas que pertenecían al estado, así como otro de nacionalización de los bancos dependientes de Moscú. En junio de 1992, esta nueva nación de Europa participó, en Estambul, en la creación de la Zona de Cooperación Económica del mar Negro.

Historia

El territorio del actual estado de Georgia, puente de paso desde el SE de Europa a Asia, alojó probablemente hacia el s. VII a C a las primeras formaciones políticas que se podrían identificar con las tribus protogeorgianas, como el reino de Cólquide. A fines del s. IV a C la región fue ocupada por Alejandro Magno y, en los siglos siguientes y durante los primeros de la era cristiana, romanos, persas, bizantinos y árabes la invadieron en repetidas ocasiones. Estos últimos hicieron su primera incursión en el s. VII, pero no abandonaron la intención de islamizar a Georgia durante mucho tiempo.

En el s. XI, la dinastía de origen armenio Bagrátida, apoyada por la Iglesia, la nobleza y los comerciantes, reunificó por primera vez a Georgia en un solo reino, llamado Sakartvelo, término con el que los georgianos pasaron a denominar oficialmente a su país. Pero en el siglo siguiente, la estabilidad conquistada fue interrumpida por la invasión de los mongoles de Gengis Khan (1236). Más tarde, en el s. XV, la región quedó dividida en tres reinos bagrátidas, que padecieron continuos conflictos con persas y turcos.

En 1801, Rusia anexionó a través del tratado de Guéorguievsk a uno de estos tres reinos, y antes de que terminara el s. XIX todas las tierras georgianas estuvieron bajo el poder ruso. Después de la Revolución soviética de 1917, Georgia se estableció como estado independiente el 26 de mayo de 1918, gobernada por los mencheviques. En 1921 fue invadida por los bolcheviques y pasó a ser, el 25 de febrero del mismo año, la República Socialista Soviética de Georgia. Tras formar parte de la Federación de Repúblicas Socialistas Transcaucásicas, quedó integrada como república federada de la antigua U.R.S.S. en 1936.

Durante la era stalinista, los georgianos padecieron particularmente la persecusión del gobierno liderado por su compatriota. Al ocupar el cargo de secretario general del Partido Comunista de Georgia, en 1972, Eduard A. Shevardnadze (antiguo ministro de exteriores de la U.R.S.S.) promovió una importante purga e intentó terminar con la acusada corrupción oficial. No obstante, y a pesar de la centralizada política soviética, los georgianos mantuvieron una fuerte identidad nacional y, en 1978, organizaron protestas masivas para reclamar un status más destacado del idioma georgiano en la nueva constitución. Este vigoroso nacionalismo cultural cobró fuerza a mediados de la década de los 80 y quedó sintetizado en una consigna más amplia acuñada por los georgianos que pedía «Lengua, tierra, religión».

La brutal represión de la manifestación organizada en Tbilisi el 9 de abril de 1989 provocó la radicalización del movimiento nacionalista, que llevó al Soviet Supremo de Georgia a proclamar oficialmente la independencia el 9 de abril de 1991. Constituida como un estado presidencialista, Georgia pasó a ser gobernada por el antiguo disidente Zviad K. Gamsakhurdia, confirmado con el 87 % de los votos en las elecciones del 31de mayo del mismo año. Sin embargo, el nuevo estado continuó padeciendo una situación de inestabilidad.

A las intenciones secesionistas de dos de sus territorios (Abhasia y Osetia del Sur, esta última se autoproclamó independiente en diciembre de 1991) se sumó la fuerte oposición interna al nuevo presidente, acusado de ejercer el poder de forma dictatorial. Estos dos focos de tensión desembocaron en un enfrentamiento civil en el que murieron más de cien personas y que obligó a Gamsakhurdia, en enero de 1992, a abandonar el territorio que gobernaba. En octubre del mismo año, Shevardnadze fue elegido presidente del Consejo de Estado. En diciembre de 1993 Gamsakhurdia se suicidó tras el fracaso de su rebelión armada. En febrero de 1994 Shevardnadze firmó un acuerdo con Yeltsin que aseguraba la presencia de tropas rusas en territorio georgiano. En 2004 Shevardnadze abandonó el poder presionado por una revuelta popular tras ser acusado de fraude electoral.

Geografía física   Geografía humana   Geografía económica   Historia

  • Ir al índice de la sección
  • Volver atrás
 

Visita nuestra web dedoclick Cultura educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE Creative Commons © ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - www.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦  Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios