GEOGRAFÍA - PAÍSES: Eslovenia
Natureduca: Naturaleza educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 141 usuarios conectados

 

/natureduca/geografia-paises-eslovenia






Geografía

PAÍSES

Eslovenia


Geografía física   Geografía humana   Geografía económica   Historia



Geografía física

letra capitular Eslovenia es un Estado del centro de Europa. Limita con Austria y Hungría al N, Croacia al S y al E e Italia al O. La capital es Liubliana (o Ljubljana).

El territorio del nuevo estado de Eslovenia, que se se abre al mar Adriático sobre el golfo de Trieste, donde se encuentra el puerto de Koper, tiene un relieve muy variado y predominantemente montañoso. Los Alpes Julianos se extienden sobre gran parte de su superficie, hacia el NO, y en ellos se encuentra el monte Triglav, el pico más alto del país (2 863 m) y situado muy cerca de la frontera con Italia. Este sector de los Alpes conserva importantes huellas de la era cuaternaria, como el lago Bled, conocido por su legendaria belleza. Los montes Karawanken, el macizo cristalino de Pohorje (1 540 m) y las mesetas calcáreas de Notranjsko y Dosejsko, en el S, completan el paisaje montañoso de este antiguo territorio yugoslavo. La región kárstica, una planicie de calizas que se extiende desde Liubliana hasta el litoral, presenta grandes cavidades socavadas por ríos subterráneos, entre las que destacan las grutas de la Postojna, de 19 m de longitud. Predomina el clima alpino, con inviernos fríos y veranos suaves, excepto en las zonas allegadas al mar, donde es mediterráneo.

La pluviosidad anual supera generalmente los 700 mm y puede llegar hasta los 1 000 mm. Esta abundancia de lluvias ha permitido que el 46 % de la superficie eslovena se presente como una masa de bosques frondosos, donde destacan las plantaciones de robles, hayas y coníferas. Sin embargo, la ausencia de un plan de protección de estos terrenos boscosos ha provocado que la cuarta parte de los árboles padezcan defoliación por el efecto de la contaminación. Algo similar ha sucedido con el río Sava, en la actualidad el más contaminado del país, que ha dejado de proveer agua potable. Además de esta corriente fluvial, que como el Drava es afluente del Danubio e irriga importantes valles, destacan el río Soca, que desemboca en el mar Adriático, y el Kupa, a lo largo de parte de la frontera con Croacia.

Geografía humana

Con un 90,5 % de eslovenos, la población del país mantiene una destacada homogeneidad étnica. Pequeñas comunidades de croatas, servios, húngaros, musulmanes e italianos se suman para formar un mosaico étnico en el que predominan los eslovenos. Éstos, evangelizados en el s. IX por los francos y descendientes de los eslavos del sur, tienen una lengua propia, el esloveno, una de las más diversificadas del mundo en función de la multitud de dialectos que posee. El índice de escolarización de la población es muy alto (17 estudiantes cada 1 000 habitantes) y el de analfabetismo muy bajo (1,8 %).

Geografía económica

Quizá sea éste uno de los motivos por el que Eslovenia fue la república más desarrollada de la ex Yugoslavia, con una avanzada industria de transformación. La importancia económica del mundo rural ha ido descendiendo paulatinamente: mientras que en 1975 este sector representaba el 7,2 % del Producto Nacional Bruto, en la actualidad sólo representa el 4,5 %.

Los cultivos de patatas, avena, centeno, vid y frutas son los que más destacan en la actividad agropecuaria, que ocupa al 18 % de la población activa; las regiones vitícolas (Vipavska Dolina y Goriska Brda) son reconocidas internacionalmente. El subsuelo proporciona mercurio, plomo, cinc, bauxita, carbón y lignito. A pesar de que los recursos naturales no son abundantes, Eslovenia vivió un desarrollo industrial importante después de la Segunda Guerra Mundial, lo que le proporcionó una economía muy próspera.

La madera es una de las pocas materias primas que este estado no necesita importar, gracias a la riqueza forestal que posee. Ésta ha servido de base para la creación de un importante sector industrial de derivados de la madera, del que forma parte la fabricación de muebles. Existen, además, industrias de caucho, papel, químicas, mecánicas y alimenticias, que se concentran generalmente cerca de las centrales hidroeléctricas del río Drava.

El turismo fue para la economía eslovena un sector de importancia (por sus estaciones de esquí, sus numerosos lagos y sus termas) pero, tras el recrudecimiento de los conflictos nacionalistas en los Balcanes, el ingreso por divisas disminuyó considerablemente. Después de declararse la independencia (25 de junio de 1991) se inició un proceso de privatización, supervisado en algunos casos por una Agencia de Privatización. Pero la persistente situación de inestabilidad vivida en la región provocó que las inversiones no fueran suficientes y la productividad descendió en un 10 %. En octubre de 1992 se puso en circulación la nueva moneda eslovena, el tolar.

Historia

Los eslovenos se asentaron en las tierras que hoy habitan en el s. VI a C. El territorio, que había formado parte del Imperio romano y es puerta de entrada desde la Europa occidental a la península Balcánica, resultaba de interés tanto para los emperadores de oriente como para los de occidente. La evidencia más notable del triunfo de la influencia occidental fue el proceso de conversión al cristianismo de los pobladores de esta región, gracias a la misión llevada a cabo por la Iglesia de Salzburgo.

En el año 623, las tribus eslovenas fueron anexionadas al Estado de Samo, que reagrupó a buena parte de las tribus eslavas del centro de Europa. Tras su disgregación, ocurrida hacia el año 630, la zona de la actual Carintia se transformó en un ducado independiente dirigido por Valuk, primer soberano esloveno. Pero en el año 745, los francos arrebataron la independencia a este pueblo que, sin embargo, mantuvo su autonomía hasta el 820 en que fue incorporado al imperio de Carlomagno. Posteriormente, los eslovenos pasaron a integrar sin resistencias el imperio austríaco de los Habsburgo (s. XIII). Pero en 1573, junto con los croatas y bajo la dirección de Pavle Sterc, provocaron un levantamiento que fue sofocado después de sangrientas luchas. A partir de 1867, el reino de los Habsburgo se reorganizó como la monarquía de Austria-Hungría y los eslovenos, que quedaron en el área austríaca, fueron desplazados al territorio de Cisleithania.

Al finalizar la Primera Guerra Mundial, el 4 de diciembre de 1918 el pueblo de la actual Eslovenia logró liberarse de la tutela de los Habsburgo y fue protagonista en la creación del reino de los servios, croatas y eslovenos. Sin embargo, gran parte de la población estaba afincada en Austria e Italia y la autonomía que Eslovenia pretendía no pudo materializarse. Durante la Segunda Guerra Mundial, un sector del territorio fue incorporado al III Reich y el resto se dividió entre Italia y Hungría. 

Terminado el conflicto mundial, Eslovenia pasó a integrar en 1945 la República Federativa Popular de Yugoslavia y dos años después recuperó el Kras, Istria y los Alpes Julianos, además de un importante contingente de su población que estaba diseminada por otros países de Europa. Durante más de cuarenta años, esta ex república yugoslava tuvo un particular interés para el gobierno central de la Federación debido, fundamentalmente, al elevado nivel de desarrollo que logró alcanzar. Pero aunque sus reclamos de soberanía fueron durante mucho tiempo moderados, tras la muerte de Tito --de ascendencia croata y eslovena-- comenzaron a vislumbrarse fricciones ocasionadas, sobre todo, en los intentos del pueblo esloveno por proteger sus intereses.

La Liga de los comunistas de Eslovenia obtuvo la separación de la Liga yugoslava y ocasionó con ello el preludio de la desmembración del antiguo país socialista. Acompañados por sus vecinos croatas, los eslovenos debieron enfrentarse con los servios, que pretendían mantener un estado centralizado. En abril de 1990 se celebraron las primeras elecciones libres en Eslovenia, de las que salió triunfadora una coalición independentista de derechas, la Oposición Democrática de Eslovenia (Demos). Sin embargo, el ex líder de la Liga comunista de Eslovenia, Milan Kucan, fue elegido presidente del Estado y la Demos se vio obligada a formar un gobierno de coalición. El 2 de julio del mismo año, la Asamblea declaró la soberanía de la república, por 187 votos frente a 3, y resolvió que las leyes republicanas deberían tener preferencia sobre las federales. Esta decisión fue confirmada a través de una enmienda a la constitución republicana, tras la cual la Asamblea asumió el control de la defensa del territorio.

La determinación tomada ocasionó un enfrentamiento directo de Eslovenia con el ejército federal yugoslavo, de mayoría servia, que se consideraba a sí mismo protector del orden federal. El ejército servio intentó reafirmar su autoridad confiscando las armas de los eslovenos y ocupando sus cuarteles de defensa territorial. Croacia y Eslovenia intentaron reformar la Federación Yugoslava, pero Servia respondió imponiendo barreras económicas a ambas repúblicas. No obstante, Eslovenia continuó su carrera secesionista y convocó a un plebiscito para decidir si la república debía convertirse en un estado independiente.

El 23 de diciembre de 1991, la población eslovena dio su beneplácito para la formación del nuevo estado que la Asamblea eslovena declararía como soberano e independiente el 25 de junio de 1992. Pero durante 1991 no cesaron las tensiones entre el ejército federal yugoslavo y las autoridades eslovenas. Una vez declarada la independencia, los enfrentamientos se acrecentaron y motivaron la intervención de la Comunidad Europea.

El bombardeo de Liubliana, ocurrido el 2 de julio de 1991, fue el primer ataque de este tipo sufrido por una ciudad europea después de la Segunda Guerra Mundial. El 18 de julio de 1992 el ejército federal anunciaba su retirada de Eslovenia. El 15 de enero de 1992 la Comunidad Europea reconoció a Eslovenia como estado independiente y lo mismo hizo la ONU, reunida en Nueva York, el 22 de mayo del mismo año. En diciembre de 1992 M. Kucan fue reelegido presidente, a la vez que el Partido Liberal Demócrata del primer ministro Drnovsek resultaba el más votado para el parlamento.

Geografía física   Geografía humana   Geografía económica   Historia

  • Ir al índice de la sección
  • Volver atrás
 

Visita nuestra web dedoclick Cultura educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE Creative Commons © ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - www.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦  Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios