LENGUA - ORTOGRAFÍA: Los problemas ortográficos - 3ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 17 usuarios conectados    

 

/cultureduca/leng_ortog_problemas03





Lengua

ORTOGRAFÍA

Los problemas ortográficos - 3ª parte


1 2 3



La reforma ortográfica

n asunto polémico ha sido la reforma ortográfica. Para el castellano, las propuestas de cambio se han centrado en la trascripción de los fonemas y, secundariamente, en la acentuación, mientras que el acuerdo sobre la puntuación, una vez establecida ésta, ha sido general.

Quienes han abogado por la reforma desde el siglo XVIII, lo han hecho en nombre de la simplificación que supondría una ortografía más fonética, que transcribiera sin desajuste alguno, y por tanto sin duda, el sistema fonológico de la lengua. Ello facilitaría un aprendizaje más eficaz, rápido y general; además, siendo ya la escritura del castellano relativamente sencilla, las reformas serían escasas y apenas traumáticas.

Los que se han opuesto a la reforma han argumentado que cualquier cambio, a no ser mínimo, dividiría a los hablantes en dos grupos (los alfabetizados antes y los escolarizados después del cambio) cuya comunicación se haría muy difícil; y que, por otra parte, ello supondría un alejamiento sensible de la tradición cultural, en la cual juega un papel muy importante la imagen visual de la palabra.

En suma, frente al aceptable criterio fonetista de los reformadores, los "conservadores" aducen razones, también de peso, etimológicas. No faltan consideraciones sociales. De una parte se alega que la ortografía es una barrera insalvable entre los "cultos" y los "incultos": simplificarla ¿no contribuiría a suprimir dicha barrera? De otra parte, se aducen los costes económicos que la reforma supondría: libros e impresos, inscripciones y letreros súbitamente envejecidos; máquinas inservibles; gastos en la actualización de cuantos tienen una relación profesional con la escritura...

La tradición reformista ha sido rica en el castellano. Ya la reforma alfonsí, certera en éste como en otros puntos, fijó un sistema gráfico rigurosamente ajustado a la fonología de la lengua medieval. En el siglo XVI Nebrija expone la necesidad de escribir como se habla. Y de 1630 es la "Ortografía kastellana nueva i perfeta" de Gonzalo Correas (o Korreas) que plantea una reforma radical: "Para la buena ortografía kastellana fázil i zierta, ke todos desean saber, son menester veinte i zinko letras xustamene, para ke eskrivamos komo se pronunzia, i pronunziemos komo se escriva, kon deskanso i fazilidad..."

Modernamente, lingüistas como Andrés Bello o Julio Casares, entre otros, han considerado imprescindible la reforma -la diseñada por Bello estuvo vigente en Chile de 1844 a 1917-, particularmente en cuestiones como la unificación de las letras "b" y "v" en una sola, la desaparición de la "h" o la simplificación de las grafías para representar el fonema /k/.

La actitud de la Academia ha sido ecléctica y ponderada: partidaria al principio de cambios decididos (supresión de "ph" por /f/, "ch" por /k/, "th" por /t/, supresión de "ç"...), se detuvo ante algunos que le parecieron excesivos (desaparición de la "h"). Desde el año 1918 las innovaciones han sido escasas y lentas, asumiendo, así, un ritmo de cambio sensiblemente más pausado que el, de por sí ya lento, de la lengua oral.

1 2 3

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios