HISTORIA Y ARTE - EL SIGLO XX: Pintura y escultura - 1ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 28 usuarios conectados    

 

/cultureduca/histart_siglo-xx-pintura-y-escultura01





Historia y Arte

EL SIGLO XX

Pintura y escultura - 1ª parte


1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23



Las vanguardias históricas

Introducción

a fuerte vinculación entre pintura y escultura, con cierta subordinación estética de ésta, y el hecho de que, con frecuencia, los artistas practican indistintamente ambas disciplinas, hace aconsejable que se traten conjuntamente.

Con el término de "vanguardias históricas" se definen una serie de "ismos"que hicieron su aparición en el corto período que media entre 1905 y 1930. En esos veinticinco años, cuya historia política y social resultó tremendamente agitada, la pintura hizo gala de una vitalidad renovadora y creadora que supuso la culminación del proceso de ruptura iniciado a finales del siglo XIX. Este proceso de ruptura se había planteado como un enfrentamiento entre arte y realidad y en tomo a 1900 había dado lugar a dos corrientes distintas, el postimpresionismo y el simbolismo, que bien pueden tomarse como punto de partida para intentar buscar unas líneas de continuidad en el conjunto de las vanguardias del siglo XX.

De este modo, y aun a riesgo de simplificar conceptos, puede decirse que, mientras el postimpresionismo se mantenía en una línea de distorsión de la realidad heredada de la peculiar manera de ver ésta que había tenido el impresionismo, el simbolismo se limitaba a ofrecer una visión idealizada de la realidad que provenía del romanticismo. A partir, pues, de esta distorsión y de esta idealización de la realidad, las vanguardias históricas correrán, hasta la destrucción de la realidad o hasta su total sustitución.

Los dos primeros "ismos", fauvismo y expresionismo, se moverán a medio camino entre una y otra tendencia pues la realidad que plasman es reconocible como la realidad del mundo real (permítase el aparente juego de palabras) aunque contenga algunos elementos como el color (fauvismo) o la forma (expresionismo) claramente distorsionados. Tras ellos, el cubismo, el futurismo y la abstracción darán pasos sucesivos en la destrucción de la forma. Y la pintura metafísica, en cierto sentido el dadaísmo y el surrealismo se encargarán de ofrecer otro mundo de realidades que nada o poco tenga que ver con la realidad conocida empíricamente.

Las intenciones estéticas, teóricas e ideológicas de estas vanguardias no se limitaron a estas dos líneas señaladas como elemento de continuidad; en todos los casos hubo una riqueza de matices mucho más amplia y compleja. Del mismo modo, y en parte debido a la interinfluencia entre unos "ismos" y otros, resulta difícil la catalogación de muchas obras cuyos autores estuvieron presentes en más de una de estas vanguardias, muchas de las cuales se desarrollaron en el mismo tiempo.

Con respecto a la escultura conviene señalar que su evolución, independientemente de ser más lenta que la de la pintura, no siempre se ajustó a un absoluto paralelismo con ésta, ya que determinadas vanguardias como el fauvismo o el surrealismo no contaron con manifestaciones escultóricas de interés.

Los primeros años del siglo siguieron bajo la influencia de Rodin y aún se mantuvo cierta línea clásica representada por escultores como Arístides Maillol.

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios