HISTORIA Y ARTE - LOS GERMANOS: Mentalidad y pensamiento - 1ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 18 usuarios conectados    

 

/cultureduca/histart_germanos-mentalidad-y-pensamiento01





Historia y Arte

LOS GERMANOS

Mentalidad y pensamiento - 1ª parte


1 2



Introducción

e la manera de ser de los pueblos germánicos, o de sus formas de entender la vida, se saben pocas cosas; no obstante, y a través de su religión, de su estructura política y social o de su sistema de justicia, pueden obtenerse algunos de los rasgos característicos de estos pueblos. Puede decirse, así, que los germanos fueron pueblos guerreros marcados por el individualismo y de una mentalidad pragmática frente a la superioridad del mundo romanizado.

Su capacidad luchadora les permitió invadir y dominar el antiguo Imperio, su individualismo creó un nuevo modelo de estructura político-social basada en las relaciones personales y su pragmatismo les condujo a abrazar nuevas religiones o a tolerar la pervivencia del antiguo derecho romano en un claro intento de eliminar diferencias con el mundo que habían ocupado.

La religión

Como sucede con otros muchos aspectos, las creencias religiosas de los germanos debieron de manifestarse con peculiaridades propias en cada tribu, aunque muchos de sus rasgos más marcados fueran comunes. Sobre una base politeísta adoraban a las fuerzas de la naturaleza. Con rituales sencillos, propios de los pueblos poco estables, carecían de templos y consideraban el fondo de los bosques, un recóndito manantial o un árbol gigantesco, buena morada para sus divinidades.

Su carácter guerrero quedaba perfectamente plasmado en su idea de salvación; su dios Wotan (para los escandinavos Odín) era una representación del bien y residía en un paraíso, el Walhalla, al que eran conducidos por las walkirias los guerreros muertos en combate para enfrentarse con el espíritu del mal, Loki, a quien Wotan debía vencer. Para un germano morir en un camastro era una especie de deshonor, mientras que morir en la lucha era la fórmula que le aseguraba seguir siendo un guerrero junto a Wotan en su paraíso.

Ahora bien, ya desde antes de las invasiones, algunos de los pueblos germanos habían recibido la visita evangelizadora de predicadores cristianos de tendencia arriana.

El arrianismo, que prendió sobre todo entre los vándalos, los ostrogodos y los visigodos, tenía como fundamental diferencia con el cristianismo ortodoxo el considerar la figura de Cristo supeditada a la de Dios padre y no a su misma altura. En este sentido, es posible que el carácter individualista y personalista de los germanos hiciera del arrianismo con su idea de una única representación divina, una religión más conforme con su mentalidad, por otro lado sencilla, en la que no cabía la idea de un poder supremo compartido entre dos figuras divinas.

La herejía arriana no perduró mucho, pues en la segunda mitad del siglo VI el dominio de vándalos y ostrogodos fue eliminado por los bizantinos, mientras que los visigodos de Recaredo se convirtieron al cristianismo. Ya para entonces, en la Galia, los francos habían adoptado también el cristianismo.

1 2

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios