HISTORIA Y ARTE - LA EUROPA DE LA ILUSTRACIÓN: El Absolutismo ilustrado - 5ª parte
 Cultureduca: Cultura educativa
 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí 22 usuarios conectados    

 

/cultureduca/histart_europa-ilustracion-absolutismo05





Historia y Arte

LA EUROPA DE LA ILUSTRACIÓN

El Absolutismo ilustrado - 5ª parte


1 2 3 4 5 6



La Independencia de los Estados Unidos y la Revolución Francesa (continuación)

uena parte de los dirigentes que consiguieron que el proceso revolucionario alcanzase las cotas a las que llegó, fueron burgueses ilustrados que pronto entendieron que debían contar con el pueblo llano y considerarse en grupo como Tercer Estado para alcanzar el triunfo.

No debe entenderse esto como una simple manipulación de los estratos sociales más bajos, sino como una consciente adaptación por parte de la burguesía, en un momento en el que necesitó buscar la unidad del Tercer Estado para hacer frente así a los otros dos estamentos privilegiados que componían los Estados Generales, convocados por Luis XVI para buscar una solución a la crisis económica. Esa crisis económica, auténtica chispa que encendió la revolución, alcanzó su punto más alto en el año 1788, dando lugar a una situación de descontento general, aunque para cada grupo social los motivos fueran diferentes.

Desde hacía unos años, los sucesivos ministros de Hacienda de Luis XVI, con el ministro Turgot a la cabeza, venían exponiendo la necesidad de aumentar los ingresos del Estado para hacer frente al déficit que éste sufría. Los gastos derivados de la participación francesa en la independencia de Estados Unidos, agravaron la situación y en 1787, el entonces ministro de Hacienda, Calonne, retomando las ideas de Turgot, propuso que la nobleza y el clero pagaran impuestos. La respuesta no se hizo esperar y la Asamblea de Notables (compuesta por aristócratas y alto clero) rechazó la medida que anulaba uno de sus más representativos privilegios. El resultado fue que la nobleza quedó ofendida y la mediana burguesía insatisfecha ante la desigualdad.

La alta burguesía, por su parte, deseosa de acceder a la categoría de nobleza, aún se mantenía en una situación de duda, a pesar de que en los últimos tiempos había visto muy limitadas sus vías de acceso, ya que, desde 1781, tan sólo la aristocracia podía aspirar a ocupar los altos cargos del Ejército y de la Iglesia y la venta de títulos hacía años que se había prohibido. No obstante, esas mismas circunstancias hacían que también estuviera insatisfecha y el progresivo endurecimiento posicional de la nobleza acabó decidiendo a la rica burguesía, que pasó de la defensa del Antiguo Régimen, en el que había esperado instalarse privilegiadamente, a la oposición al mismo.

La situación del campesinado y de las clases bajas urbanas no era más satisfactoria, pues la guerra independentista americana había hecho descender muchas de las exportaciones y el tratado de libre comercio con Inglaterra del año 86 aumentó ese descenso con el consiguiente perjuicio para trabajadores agrícolas y urbanos.

1 2 3 4 5 6

  

Visita nuestra web dedoclick Naturaleza educativa

 Menú principal - Índice principal Menú rápido - Índice rápido Contacto Buscar artículos aquí



Logo Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación ASOCAE© ASOCAE ONGD, Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ Quiénes somos  ¦  Contacto  ¦  Bibliografía  ¦  Política de privacidad ¦ Esta web NO utiliza cookies, ni guarda datos personales de los usuarios